como-hacer-manta-punto-sofa

¿A quién no le gusta pasar las frías tardes de invierno en el calor del salón? Pues si quieres saber cómo hacer una manta de punto para el sofá para poner la guinda a esos tranquilos atardeceres, sigue leyendo. Te quedará preciosa, ¡y sin necesidad de saber tejer!

¿Qué materiales voy a necesitar?

Pues muchos menos de los que crees, eso seguro.  En primer lugar, hazte con un ovillo de fieltro XXL del color que prefieras. En segundo, súbete las mangas de tu jersey porque necesitarás tener los antebrazos completamente libres. ¡Y ya está! En principio, no necesitas ningún material adicional. Y si ya lo tienes todo, vamos a empezar a tejer.

¡Manos a la obra!

Comenzamos sacando del ovillo una tira que mida ocho veces la longitud de tu brazo. Luego anuda el extremo que esté más cerca del ovillo a tu muñeca. Ahora continúa haciendo nudos a lo largo de tu antebrazo (unas veinte veces).

Una vez hayas hecho esto, teje la lana que tienes en un brazo al otro para llevar a cabo un proceso parecido al anterior. Mientras lo haces, recuerda no desanudar el trabajo que ya has realizado en el primer antebrazo. Ahora haz los nudos que quieras para conseguir el tamaño de manta para el sofá que necesites.

como-hacer-manta-punto-sofa

Por último, saca poco a poco los nudos que tienes en los brazos y ve apretándolos para que, en lugar de agujeros de lana se conviertan en nuevos nudos. Es parecido a lo que se hace con los cojines celtas al estilo DIY.  Te quedarán algunos hilos por fuera que deberás meter entre los nudos y coser cuando llegues al extremo.

¡Y a disfrutar! Ahora que ya sabes cómo hacer una manta de lana para el sofá te aseguramos que quedarán perfecta en tu salón. Recuerda que, en los días menos fríos, también puedes utilizarla para leer en la hamaca de jardín que te enseñamos a hacer unos meses atrás. Suscríbete a nuestra newsletter si quieres más ideas DIY para hacer de tu hogar un lugar cada vez más bonito y acogedor.