decoracion-pirata

Con diez cañones por banda, viento en popa, a toda vela… ¿Ese ha sido el primer poema que tus peques han aprendido en el cole? Pues, si tanto les gusta, prepárales un cumpleaños como si fueran bucaneros con estas ideas de decoración pirata infantil. ¡Seguro que les encanta!

Comienza por las invitaciones

Mete unas cuantas hojas del tamaño que elijas (A5 o A6 será perfecto para las invitaciones) en una bandeja e impregna cada una de ellas con café frío. Mientras estén mojados, corta con los dedos los márgenes para que queden irregulares. 

Cuida los detalles de la decoración de un cumpleaños pirata. Las invitaciones, las paredes, la comida con temática bucanera y… ¡tendrás una fiesta al estilo Barbanegra!

Luego seca el papel y… ¡ya tienes un auténtico pergamino! Ahora dibuja en él una calavera o algunas pistas para que sepan cómo llegar a casa, la fecha y, lo más importante… ¡que es una fiesta pirata! Así los niños vendrán vestidos con atuendo acorde a la temática. 

Paredes estilo pirata

Utiliza cartulinas negras, recórtalas en forma de bandera y pega dibujos de calaveras que recortes en hojas blancas. Incorpora un palo en uno de los lados y cuélgalas de la pared. ¡Ya lo tienes! Hay otras muchas opciones para la decoración de las paredes para la fiesta pirata: banderas rojas y blancas, guirnaldas que puedes comprar en cualquier tienda de decoración, un photocall con parches, calaveras y pañuelos… ¡Lo que quieras!

Mesa convertida en barco

Coge dos palos de escoba y amárralos con cordel para que queden en cruz. Luego recorta tela roja de la misma medida que el palo que quede en horizontal, hazle algunos agujeritos en la parte superior y ayúdate de ellos para amarrarla al palo, también con cordel. 

Recoge un poco la tela con cordel amarrado al palo para que no caiga por completo sobre la mesa y, además, para que dé más sensación de vela. Ahora apoya el palo que está en vertical dentro de un pequeño cubo con decoración de piratas para niños y pégalo al fondo. Ahora llena el cubo de perlas, monedas y coronas de juguete y utiliza el resultado como un gracioso centro de mesa. ¡Quedará súper piratesco! 

Comida para bucaneros

Haz pinchitos de fruta con banderitas de calavera o con miniespaditas. También puedes hacer pulpos con salchichas partiéndolas desde la mitad hacia abajo hasta crear 8 patas y haciendo dos hendiduras en cada una a modo de ojos. Recuerda cortarlas siempre antes de meterlas en el agua hirviendo o en la sartén. ¡Verás cómo se van abriendo! 

Otra opción para la decoración de la fiesta pirata infantil con la comida es crear sándwiches con forma de barco (utiliza una loncha de queso y dos trocitos de zanahoria a modo de vela y palos respectivamente) o de calavera (ayudándote de aceitunas negras para los ojos, la nariz y la boca).

Y, por supuesto, ¡la tarta! Ayúdate del azúcar glas (que también viene genial para las decoraciones emoji), de los colorantes alimentarios y de tu imaginación para hacer una tarta estilo calavera o barco pirata. Recuerda siempre incorporar una bandera con un palito y… ¡el resultado será espectacular! 

Entretenimiento pirata

¿Qué mejor que una buena búsqueda del tesoro para una fiesta con esta temática? Esconde algunos de los regalos y crea un mapa con pistas para que los niños tengan que ir encontrándolos por toda la casa. Verás que se convertirá en un juego súper divertido y que los peques se creerán verdaderos bucaneros. 

Bueno pues ahora… ¡solo queda ponerse manos a la obra! Seguro que tu decoración pirata causa sensación y, sobre todo, alucina a los peques. ¿Quieres más ideas (como la de apostar por la decoración Mary Poppins) para hacer de las fiestas de tus hijos todo un acontecimiento para ellos? Pues solo tienes que suscribirte a nuestra newsletter.