guirnaldas-halloween

¿Para qué sirve la noche de los muertos vivientes si no es para quitarle hierro a los miedos de la humanidad? Chucherías, risas y buen ambiente rodean esta fiesta de monstruos, calabazas, brujería y fantasmas. Consigue que tu fiesta del 31 de octubre sea todo un éxito con estas monísimas guirnaldas de Halloween. ¡Son muy fáciles de hacer!

Comenzamos poniéndonos manos a la obra

Vamos allá. Hazte con papel seda de los colores que vayas a utilizar. Por ejemplo, si vas a dibujar fantasmas, calabazas y murciélagos, escoge el blanco, el naranja y el negro. Por otro lado, vas a necesitar unas tijeras, un lápiz, una regla, un cúter, pegamento de barra y un clip.

Elige y mide el lugar donde vas a incorporar estos adornos para saber exactamente la cantidad de papel que vas a necesitar. Recuerda que si las vas a poner cerca de una ventana abierta para que se vean desde fuera, lo mejor es que te hagas con un buen remedio casero contra los mosquitos. En caso contrario, la fiesta sí que se convertirá en una verdadera noche de terror.

Corta el papel de seda en tiras de unos 7 u 8 cm de grosor, pega los extremos y pliega el conjunto como si de un abanico se tratase. Intenta que el rectángulo que se genere cuando todo el papel esté plegado tenga el tamaño aproximado que quieras darle a cada uno de tus murciélagos, calabazas o fantasmas.

Saca tu lado artístico para dibujar sobre papel

Ahora que ya tienes la forma del papel preparada, saca lo que quede ahí dentro de las clases de dibujo del cole (o, mejor aún, dile a tus hijos que te ayuden) y haz a lápiz la forma que corresponda a cada color del papel. Procura que los límites de los diseños toquen el borde del papel por ambos lados. De esta manera, tus guirnaldas para Halloween para recortar quedarán unidas cuando las abras.

Si no recuerdas muy bien cómo hacer los dibujos, puedes buscar ilustraciones que te inspiren en internet. No obstante, te aconsejamos que sean lo más básicas posible para que no te líes demasiado.

guirnaldas-halloween

Recorta tus guirnaldas para Halloween

Utiliza el clip para mantener bien unido el papel antes de comenzar a recortar. Ayúdate del cúter para deshacerte de algunas zonas en la parte interior de los diseños. Tales como pueden ser los ojos y la boca de las calabazas. Luego usa las tijeras para recortar la parte exterior… ¡y ya está! Separa con cuidado el papel y verás ya está todo montado. ¿A que queda genial?

Como consejo extra para que tu fiesta de los muertos vivientes sea un éxito, creemos que puedes ambientar un poco más el lugar con unas lámparas caseras hechas con material reciclado. Quedará genial y dará un aspecto súper original.

Y ahora que te hemos ayudado a que tus guirnaldas de Halloween sean todo un éxito, ¿quieres más consejos para tus celebraciones hogareñas? Suscríbete a nuestra newsletter y te daremos un montón de trucos para que tus fiestas en casa sean memorables.