pasta-para-ninos

Correr, saltar, aprender, jugar, reír… Todo eso hace que los peques de la casa quemen una enorme cantidad de energía a diario. ¿Y qué mejor que los hidratos de carbono para recuperarla? Aquí tienes 5 platos de pasta para niños que les van a encantar. ¡Dejarán el plato limpio sin que tengas que insistir!

Macarrones con queso gorgonzola y nueces

¿A tus hijos les gusta el queso? Pues con este plato se van a chupar los dedos. Y, además de delicioso, es sano y se hace en un periquete. Haz los macarrones, trocea las nueces y cuécelas con un poco de nata líquida. 

Ahora deja que el queso gorgonzola se deshaga también en nata líquida al fuego y… ¡ya está! Solo tienes que echarlo por encima de los macarrones y ya sabes preparar esta receta de macarrones para niños (y para mayores, que verás que nadie le hace ascos a esta delicia) de lo más sano. Y recuerda incorporar a los enanos en el calendario de tareas para que ayuden a limpiar luego la cocina.

Espaguetis para niños estilo pantera rosa

Seguro que tus hijos han visto alguna vez la Pantera Rosa, ¿verdad? Pues aprovéchala para presentarles este plato de espaguetis con detalles rosados que les encantará. Se trata de hacer unos espaguetis normales y luego echarles por encima una salsa que mezcle tomate y nata para cocinar. 

Intenta que los ingredientes de tus platos de pasta para niños sean siempre todo lo naturales que se pueda. Al fin y al cabo, ¡se trata de su salud! 

Ese tono rosado emocionará a los peques. ¡Pero ahí no acaba todo! Añade unos trozos de “carne de pantera” (aunque tú sepas que es salmón noruego) y rétalos a que la prueben. Así para ellos no solo será un almuerzo, ¡sino toda una aventura! 

pasta-para-ninos

Ensaladilla rusa con coditos de pasta

Este no solo es una receta de pasta para niños… ¡porque los adultos también pueden terminar chupándose los dedos! Se trata de una ensaladilla rusa al uso pero sustituyendo las típicas patatas por codillos de pasta. 

Sí, es tan sencillo como suena. Y resulta una receta excelente para estas semanas en las que aún no ha llegado del todo el frío. Su textura es tan ligera que gusta a todo el mundo, por lo que verás que se convierte en la estrella indiscutible de los días en que esté sobre la mesa.

Macarrones para niños con tomate y carne

¿A que, con solo leer el nombre de la receta, parece saciante? Pues lo es. Para esos días en los que los peques necesitan un extra de energía por las actividades físicas en el cole, este plato es ideal. ¡Y a ellos les encantará! 

Se trata de hacer los macarrones (integrales, a poder ser) y echar por encima una salsa a base de tomate natural cortado en daditos pequeños, bechamel (si puede ser casera, mejor) y carne picada. ¡Estará exquisito! Pero, al ser tan saciante, no le pidas a tus hijos ponerse a estudiar en casa justo después de comer.  

pasta-para-ninos

Lasaña de jamón y queso, deliciosa y sencilla

Te avisamos: este va a ser uno de las recetas de lasaña para niños que más van a triunfar en tu hogar, de veras. Es tan sencilla de hacer como sabrosa. Solo necesitas unas placas de lasaña, lonchas de jamón cocido y queso Cheddar, bechamel, queso rallado especial para gratinar y un poco de mantequilla. 

Hazla como si de una lasaña normal y corriente se tratase. Es decir, primero pon un poco de mantequilla en el fondo para que no se pegue, luego una capa de lasaña y varias de jamón y queso. Por último, cúbrelo todo con placas de lasaña cubiertas de bechamel y queso rallado. Hornea 15 minutos a unos 190ºC y… ¡hecho! 

¿Cuál de estas recetas de pasta para niños vas a probar primero? Sí, porque tú también disfrutarás con ellas. ¡Eso seguro! Suscríbete a nuestra newsletter y comparte este artículo en tus redes sociales para que otros papás y mamás disfruten viendo a sus peques dejar los platos requetelimpios.