plantas-banos

Piensa en las condiciones ambientales que deben soportar las plantas para baños: humedad y calor (a raudales) durante, por lo menos, 2 o 3 horas al día. Como no todas nuestras amigas vegetales son capaces de aguantar tales circunstancias, vamos a hablarte de algunas que sí lo son y que puedes usar a modo decorativo.

El bambú

Esta es una de las opciones más prácticas. Pues crece sin ningún tipo de problema en espacios húmedos y con poca luz. Aunque no te pienses que permanecerá intacta en una habitación sin ventanas. No obstante, sí que puede sobrevivir si tienes aunque sea una pequeña. Lo único que debes tener en cuenta para cuidarla es cambiarle el agua de forma regular, pues en caso contrario podría enfermar y morir.

Orquídeas

Si quieres darle un toque de color a esta parte de tu hogar, decántate por las orquídeas. Estas flores para baño crecen muy bien en zonas de gran humedad. No obstante, recuerda que entre riegos la tierra debe secarse, por lo que si no lo consigues en el aseo, sácala a una zona de exterior durante un rato al día.

Si la cuidas bien, estas flores pueden llegar a medir nada menos que 40 centímetros de altura. Ten en cuenta este rasgo característico en el momento de ubicarla dentro de la habitación.

Aloe Vera

En caso de que cuentes con una entrada importante de luz natural en la estancia, puedes optar por la también conocida como planta de sábila. Otra ventaja de incorporar estas plantas en el baño es que las podrás aplicar sobre la piel de forma directa. Así podrás aprovechar todas sus propiedades. Para que esté en perfectas condiciones, riégala una vez cada 15 días con poca agua para que no se forme un charco en la maceta.

Jacinto

Para crear un baño original y darle un toque de color que nos recuerde que la primavera ha llegado, los jacintos son una muy buena alternativa. Necesitan un riego muy esporádico y una vez que han florecido (en la estación que la sangre altera, como ya hemos comentado) debe interrumpirse. Es perfecta para dar un extra de color a las estancias monocromáticas, sobre todo a los baños con mosaicos de un solo color.

plantas-banos

Lirio de paz

Si te decantas por estas flores en el baño, te garantizas un extra de elegancia en tu lavabo. Los fabulosos lirios blancos que nacen de los tallos dan una sensación de hermosura, paz y tranquilidad que pocas flores son capaces de transmitir. No necesitan una gran cantidad de luz ni de agua, por que son perfectas para estos ambientes.

Tronco de Brasil

Al ser propias de clima tropical, los también conocidos como palos de agua no precisan de muchos cuidados si se instalan en el aseo, ya que en la humedad y calidez de esta zona se sienten como pez en el agua. Su belleza es muy apreciada por sus largas hojas, que pueden llegar al metro de longitud en determinadas circunstancias. Así como por sus tallos de aspecto exótico. Además, no requieren de grandes cantidades de agua, por lo que mantenerla sana y bonita es muy sencillo.

¿Por cuál te estas plantas para baños te decantas? Elijas la que elijas seguro que quedará perfecta en el aseo. Y si quieres más ideas para decorar tu hogar de forma sencilla y elegante, suscríbete a nuestra newsletter. Tendrás todo el contenido en tu bandeja de correo antes que nadie para marcar tendencia entre tus amigos y vecinos.