sandwiches-para-ninos

Tú tampoco te vas a poder resisitir. Y lo sabes. Estas recetas sencillísimas para hacer sándwiches para niños también embaucarán a los padres que asistan a la fiesta de cumpleaños, eso seguro. Disfruta de ver la cara de pequeños y mayores saboreando estos sencillos bocados.

Sándwiches de manzana y cangrejo

Hazte con mayonesa, cangrejo, una manzana y un limón. Corta, pela y ralla la manzana y júntala en un bol con unos 75 gramos de cangrejo. Incorpora también un par de cucharadas de mayonesa y el zumo de medio limón.

Ponlo todo sobre un pan de molde al que previamente le hayas retirado la corteza (este truco se aplica a todos los sándwiches para el cumpleaños de los niños de los que vamos a hablar hoy). Ahora ponle la tapa y corta el sándwich en 4 trozos triangulares con una banderita.  El resultado será el protagonista de la fiesta, en serio. Y si te has propuesto hacerle una fiesta pirata a tu peque, ¡que la banderita sea de calavera!

Sándwiches sencillos de salmón

¿Sabes lo que es la tarama? Pues la mejor amiga de tus fiestas de cumpleaños para los peques. Al untarla sobre una tapa del pan con un trocito de salmón por encima, los peques van a alucinar. De veras. 

Lo más importante de tus sándwiches para niños en un cumpleaños infantil no es el trabajo que lleven, ¡sino lo llamativos que sean! 

Y si ya le echas unas gotitas de limón antes de cerrar el pan, ¡te aseguro que se van a volver locos! Como último toque, corta el sándwich en cuadraditos y ponles una banderita o algo divertido por encima. Tanto tú como ellos se van a enamorar de su sabor. 

Sándwiches de jamón con queso fresco

El jamón nunca falla en estos casos. Con untarle al pan un poco de queso fresco a las finas hierbas antes de colocar el jamón por encima, ya tienes la combinación de sabores perfecta para unos sándwiches divertidos para niños ideales para cumpleaños. 

Si quieres darles un toque un poco más cool a estos bocaditos, solo tienes que cortarlos con un molde que tenga forma redondeada (que también te vendrá genial si quieres hacer una decoración estilo emoji). A todos les parecerá que tus aperitivos resultan súper llamativos y, sobre todo, originales. 

Sándwiches de jamón con pesto

Esta receta es muy parecida a la anterior pero cambiando el queso fresco por un poco de pesto. ¡Así de sencillo! Pero para diferenciarlos puedes darles una forma diferente. Para ello, corta los sándwiches infantiles por la mitad de forma que queden dos rectángulos. Luego esos rectángulos córtalos en tres partes iguales. ¡Quedarán tres mini bocaditos súper monos!

Sándwiches de tomate y queso de cabra

Lo mejor se deja para el final. Y es que este irresistible bocado se convertirá, sin lugar a dudas, en uno de los sándwiches preferidos en cualquier fiesta infantil (también del tuyo, te avisamos). Comienza untando queso fresco de cabra en una de las tapas del pan. 

Luego aplica un poco de miel por toda la tapa y cuatro rodajitas de tomate que tengan un tamaño similar. Bien. Ahora solo tienes que colocar la otra tapa encima, cortar el sándwich en cuatro cuadraditos iguales (coincidiendo con las zonas en las que están los tomates) y… ¡listo! 

Ahora que ya conoces los 5 sándwiches para niños que triunfarán en un cumpleaños infantil (entre peques y no tan peques), ¿a qué esperas para degustarlos? Suscríbete a la newslettery comparte este artículo en tus redes sociales para que otros papás y mamás sepan con qué acertar en las fiestas de los más pequeños de la casa.