television-color

Hay cosas que, hoy por hoy, damos por supuestas en los hogares. Una nevera, un microondas o una conexión wifi (aunque parezca mentira, se puede vivir sin internet en casa) son accesorios clave de los que todos queremos disfrutar en nuestro día a día. Pero… ¿nunca te has preguntado cómo surgieron? Hoy te hablamos sobre la primera televisión a color.

Historia de la tele a color en el mundo

Como ocurre con muchos grandes inventos, esta fórmula de retransmisión no tuvo un único origen e inventor. Este avance era tan evidentemente necesario que diferentes científicos y empresarios alrededor del planeta se pusieron manos a la obra para llevarlo a cabo.

Aunque algunas de las primeras retransmisiones de imágenes a color tuvieron lugar allá por la década de 1880, en el año 1926 un ingeniero y físico escocés llamado John Logie Baird hizo la primera demostración a nivel mundial de este tipo de visionado. ¡Y ante nada menos que 50 científicos! Toda una (exitosa) prueba para su sistema mecánico.

En el año 1929 este científico obtiene facilidades de la oficina de correos de Alemania. Para desarrollar así su propio servicio, que, por el momento, era experimental. Sin embargo, con la llegada del sistema electrónico Marconi-EMI, poco a poco la fórmula de Baird comenzó a estar obsoleta. De hecho, en el año 1935 la BBC realizó una prueba de forma paralela con ambos métodos. Y en 1937 el procedimiento del escocés quedó definitivamente descartado.

Por otra parte, en el año 1940 un científico mexicano llamado Guillermo González Camarena generó un sistema que le permitía retransmitir a través del sistema conocido como STDC (que son las siglas de Sistema Tricromático Secuencial de Campos). El mismo año, un inventor húngaro llamado Peter Goldmark creó un procedimiento parecido que también permitía la retransmisión. En el año 1950 en EEUU se adoptaba este último sistema como el estándar para la tv en color. Si bien más tarde fue sustituido.

television-color

Baird, el ingeniero escocés al que dejamos a un lado hace un par de párrafos, no cesó en su empeño por promover este aparato tras la obsolescencia de su método mecánico. Por ello, en 1944 llevó a cabo la primera demostración de la historia de una pantalla electrónica a color. Con 600 líneas y, además, con una tecnología que se llamó de triple exploración entrelazada.

En los años 50 en Francia se patentó un sistema conocido como SECAM. Poco a poco, este procedimiento fue mejorando hasta el llamado SECAM III B. Que fue el adoptado para uso general en el país vecino desde el año 1967.

La televisión en color en España

Dentro de nuestras fronteras, llega a partir de ese mismo año 1967 y a través del sistema SECAM francés. En 1969, gracias a los equipos prestados por la conocida cadena BBC, el Festival de la Canción de Eurovisión de Madrid se produjo en color. Sin embargo, a la audiencia española llegó solo en blanco y negro debido a la poca expansión de la tecnología.

La primera vez que en España se retransmitió un programa completo se trató de un combate de boxeo (Joe Frazier vs Cassius Clay) en el año 1971. Las emisiones regulares con esta tecnología cromática se iniciaron con los Juegos Olímpicos de Múnich en 1972. A partir de 1977 ya podía disfrutarse a tiempo completo en La 1 de TVE (al año siguiente se sumaba La 2).

En pleno siglo XXI estos pequeños avances en esta tecnología nos parecen lejanos. Pero para nuestros padres y abuelos fue toda una revolución. Ahora seguro que miras diferente esa pantalla (una de las 3 o 4 que usas a diario) situada al lado de las plantas decorativas del salón. Comparte este artículo en redes sociales para que tus amigos y conocidos no olviden lo que costó llegar a esa primera televisión a color.