vacaciones-en-casa

En verano nos apetece, más que en ninguna otra época del año, alejarnos de la rutina y, por ende, del hogar dulce hogar. Pero recuerda que unas vacaciones en casa no son incompatibles con la diversión. ¿No te lo crees? Aquí tienes algunos planazos para convencerte.

Monta un cine de verano

Si tienes garaje, abre sus puertas, pon una sábana blanca en el fondo y alquila un proyector. ¡Y ya tienes tu cine de verano montado! Invita a los amigos que tampoco se hayan podido ir a la playa, haz una palomitas  ¡y a disfrutar de las cálidas noches de verano!

A falta de mar, piscina

¡Y tan ricamente! En caso de que tengas una en el jardín (aunque sea de esas hinchables), perfecto. Si no, solo tienes que buscar la municipal que te quede más cerca. También puedes llevarle la merienda a los amigos que sí la tengan. Ellos comen y tú te pegas un chapuzón. ¡Todos ganan!

Termina algún proyecto

No hay mejor época que el verano para terminar algún proyecto personal que tengas a medias. Pintar la habitación o plantar un huerto en el jardín son buenas opciones. Además, cuando estás solo puedes hacer muchísimas cosas que seguro que si no fueras a pasar las vacaciones en casa no podrías hacer.

Practica deporte al aire libre

Hazte con un balón de voleibol y cuelga una red entre los árboles del jardín. Invita a tus amigos y… ¡hala! A ponerte en forma casi sin darte cuenta.

También puedes comprar unas raquetas de playa y darlo todo en el parque que está al lado de tu casa.

Aprovecha para descansar

¿Hace cuánto que no te echas una buena siesta? Pues eso, aprovecha.

Olvídate del despertador durante esos días y date el homenaje de dormir todo lo que el cuerpo te pida. Una cura de descanso cada pocos meses nunca viene mal.

Cocinillas estivales

Si te estás quejando constantemente de que no tienes tiempo para cocinar y comer bien, ¿qué excusa tienes ahora? Aprende algunas recetas nuevas y saca el cocinillas que llevas dentro.

Ahora que ya tienes planes para estos días de tiempo libre y hogareño, ¿quieres más ideas para pasar las vacaciones en casa y que no se te hagan eternas? Suscríbete a nuestra newsletter y te prometemos que, si sigues nuestras recomendaciones, no volverás a aburrirte. Bueno, o que lo harás lo menos posible, vamos. Se entiende, ¿no? Pues eso.